diciembre 22, 2019 Por Admin 0

El poder de las palabras cariñosas

Cuando alguien que quieres te habla mal, eso te puede destrozar el alma. Mientras que si recibes palabras cariñosas, cualquier rastro de tristeza, dolor o herida que exista en tu alma, puede curar.

Cuando alguien te habla con amor como por ejemplo: “Te quiero mucho”, “cuídate”, “eres muy importante en mi vida” “me gustar estar cerca de Ti”, “te extraño”, “deseo estar a tu lado”,  “eres la persona más humana que conozco”, quizás solo son palabras, pero el amor es un lenguaje que se expresa a través de palabra y expresiones. Y esas palabras son las vitaminas que nutren al alma.

No te avergüences de expresar palabras cariñosas

En estos tiempos, las personas son menos expresiva con lo que sienten. Y no los culpo, pues tienen miedo de sentirse rechazado, o que esa persona no ofresca el mismo afecto. Pero a la medida que vamos será más fácil viajar al futuro, que decirle a una persona “TE AMO”.

Es esta sociadad ser expresivo demuestra debilidad. Pero decir lo que sentimos nos fortalece, nos hace sentir seguro de nosotros mismo, y nos convertimos en el tipo de persona en que se puede confiar.

Si eres una persona que con vergüenza expresarle a tu amiga, madre o hermanos lo mucho que lo amas, no sientas miedo y expresale lo que sientes por ellos. Porque sería muy doloroso, que esa persona no la vuelvas a ver y te hayas que dado con esas palabras de amor dentro de tu corazón.

Cuando expresas esas palabras de cariño, no solo ayuda a curar el alma de otra persona, sino que sana tu alma y te hace sentir mejor persona. No tengas miedo de decirle a tu amiga “te ves hermosa”, porque tal vez la han herido tanto por su apariencia que ella no se siente así.

Menos crítica y más afecto

La crítica puede ser buena cuando nos ayuda a mejorar, pero sin embargo hay critica que lastima y destruyen nuestro autoestima. Cuando una persona esta aboban díada de crítica y no recibe palabra de consuelo, nunca va a reconocer lo bueno que hay en ella. Si vas a criticar, aprende a criticar, que sea una crítica constructiva, que lo impulse hacer mejor en lo que hace.