ORACIÓN FAMILIAR EN EL SEGUNDO DÍA DE ADVIENTO

Te invitamos hacer esta oración familiar para el segundo domingo de adviento, que sea el cumpliendo cada una de tus peticiones. Toma un minuto para hacer esta oración.

En este segundo domingo de adviento te pedimos que nos des la paz que necesitamos, que nuestro espíritu, alma y cuerpo, sea custodiado sin reproche hasta la venida del Señor Jesucristo.

Guíanos hacia Tu camino, bendicenos Padre amado. Nosotros, como familia te pedimos que nos dejes servir a los que más los necesitan, en especial a aquellas personas que están pasando por momentos difíciles y por lo que no tienen el pan de hoy para comer.

Padre que sea tu obrando en cada uno de los miembros de mi familia, que puedan servirte y responder debidamente al amor que Tu nos brindas. No permitas que el enemigo nos quite de nuestro camino hacia a Ti. Señor, que podamos alabarte y glorificarte, acompáñanos por las buenas obras. Te lo pedimos por Jesucristo Nuestro Señor.

ORACIÓN EN EL SEGUNDO DÍA DE ADVIENTO EN MOMENTOS DIFÍCILES.

Amado Dios, Padre de la Misericordia, te  doy gracias por un día más de vida, por mi familia, y por todo lo que me has dado a lo largo de mi vida. Señor, vengo ante ti en este momento para pedirte por estos momentos de prueba a los que me estoy enfrentando ahora.

Señor, te pido que me ayudes a superar esta situación en la que me encuentro actualmente, te pido que me cuides y me acompañes, me entrego totalmente a ti, por favor guia mis pasos, para que así me ayudes a poder superar la situación en la que me encuentro. Señor, dame la sabiduría y el entendimiento para poder superar esta prueba, tomando buenas decisiones, reprende todo espíritu maligno que me este causando esta situación y no permitas que vuelva por este sufrimiento señor.

No solo te pido por mí, también te pido por las otras personas que también están pasando por momentos de dificultad, que puedan superar esta prueba y puedan volver a su vida normal, a los que no te conocen permite que a través de esta prueba puedan llegar a conocerte a ti, y a los que ya te conocen ayúdalos a que puedan superar esta prueba sin nunca dudar en su fe.

Padre Amado, aleja todo Espíritu de duda, de maldad y de envidia. Quiero que seas Tú dando cada paso por mi, para así poder llegar a mi meta, que pueda lograr mis objetivos, porque así lo deseas Tú.

Señor, te doy gracias porque a cado momento siento tu presencia cerca de mí, acompañándome y porque siempre escuchas mis oraciones, ahora te pido que escuches mi oración y me ayudes a mí y a los otros que pasan por momentos de dificultad, ayúdalos a superarlas. En el nombre de tu hijo Jesús. Amén.

Hacer esta oración con fe y esperanza, haz peticiones y termina honrado a Dios por todo lo que Él es para ti, pídele que guíe tus pasos en tu día a día, que te proteja de todo mal que quiera acercarse a ti, para así poder cumplir las peticiones de tu corazón.

Add a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *