ME QUEDO CON LAS PERSONAS QUE SIEMPRE ESTÁN AHÍ

Me quedo con las personas que no te sueltan en los momentos difíciles, que te animan, te aconsejan, te quieren y no te dejan caer.

Me quedo con las personas que son reales. Las que están contigo aunque no te vean. Las que puedes sentir aunque no estén presenten. Las que te entienden sin tu decir una palabra. Las que se sientan a escuchar cada uno de tus problemas. Esas personas valen oro.

Me aleje de las malas personas

Es triste saber que cuando más necesitas de alguien esa persona te da la espalda, que cuando ya esa persona te utilizo o ya no necesita de ti, se alarga de tu vida. Pero todo es para bien si esa persona no se quedó, es porque no era para ti.

Me quedo con quien quiere quedarse

Me quedo con las personas que quieren estar conmigo cuando ni siquiera yo quiero estar conmigo mismo. Me quedo con aquellos que están en mis momentos más oscuros, que me han acompañado y me han servido de hombro para apoyarme. Eres parte de mi vida porque cada día me haces ser mejor persona.

Gracias porque siempre estas ahí aconsejándome, cuidándome y apoyándome en todas mis decisiones. Gracias por animarme cuando más lo necesito, por no dejarme caer antes mis enemigos. Nada me hace más feliz que compartir con esas personas que quiero tener a mi lado.

Unos de los motivos por la cual elijo quedarme es si esa persona me ha demostrado que quiere quedarse en ella. En el momento en que conocemos a alguien no sabemos que hueco ocupara esa persona en nuestras vidas, pero con el tiempo nos daremos cuenta si esa persona llego para quedarse o para volver por donde volvió.

Deje ir a quien quiso irse

Nada en nuestra vida es una certeza y mucho menos nuestras relaciones; nadie puede asegurarnos que tendremos a esa persona para siempre o que la familia biológica es aquella a quien realmente llamaremos familia.

En el fondo nos damos cuenta que aquellos que nos quieren, nos entienden y siempre están en los momentos tristes, felices, difíciles o buenos son aquellos lo que realmente tenemos como familia, son aquellos a quienes elegimos o permitimos que sean.

Aquellos que no nos aportan nada es mejor dejarla marchar, porque no hay mejor regalo para los que se van que saberlos perder.

Soy feliz con las personas que me rodean

Una de las ventajas de tomar decisiones es que podemos elegir qué cosas nos hacen daño. Con las persona pasa lo mismo. Decidimos quien puede estar y quién no. Estas dispuesta a elegir que te puede hacer feliz, alegre y más fuerte.

Elige a las personas que te abrazan fuerte en los buenos y malos momentos, aquellas que disfrutan tus victorias como si fueran las suyas.

No dejes pasar el tiempo sin quererte a ti misma o dejar que te quieran: escoge a esa persona quien merece estar a tu lado para cuidarte y protegerte siempre.

Add a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *