Oración de la mañana para alejar la envidia y el egoísmo

En este día te traemos esta hermosa oración, donde le pedimos a Dios que nos de fortaleza para seguir luchando nuestras batallas y que fortalezca nuestra fe en Él. Haz esta poderosa oración que te guiará a que hagas tus peticiones y le des gracias a Dios.

En esta hermosa mañana Padre Amado, vengo ante Ti para que me libres de todo Espíritu de envidia, bendíceme y cúbreme de todo pensamiento negativo que tengan en contra de mí. Bríndame Tu protección y que Tu poder me proteja de los envidiosos que quieren perjudicarme a mí y mis familiares.

Señor, bendíceme y purifica mi lengua, y no permitas nunca que por mi cabeza naveguen pensamientos de envidia contra mi prójimo, permíteme siempre alegrarme por el éxito de los que me rodean y que de igual manera ellos se alegren por mi éxito y triunfo.

Señor, dame serenidad y que ninguna ofensa en contra de Ti afecte mi estado de ánimo, envuélveme con Tú paz y a tener oídos sordos para no escuchar tantas mentiras. Crea sobre mi alrededor un escudo protector y aleja de mí toda negatividad que afecte mi familia, mi trabajo y mi salud.

Rodéame de persona que se sientan feliz por mi bienestar, que estén siempre en la disposición de ayudar y apoyarme en los momentos de dificultad. Señor, en Tus manos pongo este día y confío que, en mi trabajo, en mi familia, y en mis amistades arrancaras de raíz todo pensamiento de envidia.

Señor, en esta mañana me refugio en Ti, buscando consuelo y de Tú comprensión. Dame fortaleza, y no permitas que esas personas le hagan daño a mi vida, sabe lo mucho que he llorado a causa de su envidia hacia mí. Sabes que soy una persona sencilla y de corazón noble, no permitas que la envidia me invada y cambie mi forma de ser. En Tus manos pongo mis súplicas y sé que me cuidaras de todo mal. Amén.

Haz esta oración con fe y esperanza para que Dios nos ayude a comprendernos uno al otro, que nos amemos como familia y que nos dé un buen día, lleno de prosperidad, abundancia y riqueza. Ora con fe no dudando nada y bendice a Dios con todo tu corazón.

Add a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *